¿Hacemos un ‘simpa’?

Le he pillado el gusto a esto de meterme en este blog a través del ordenador de Ramírez. Hoy seguro que no me descubre. Son las tantas de la noche, y yo, como ordenanza, tengo llaves de la empresa. Él debe de estar durmiendo ya en la cama de su madre. Y el autor del blog, ni me importa, ¿para qué lo crea si luego no lo cuida y permite que entre cualquiera? Es como levantar una casa, quitarle las puertas y no ir siquiera a dormir. Allá él. Yo soy Cayo, de Cayetano, Cayetano Cuerva. Y aunque parezca mentira, me preocupa Grecia.

Y en la moto, mientras voy con el casco enfundado desde el Tontódromo hasta el Polígono Oeste, no dejo de darle vueltas a la cabeza: Grecia, los griegos, Pericles, la democracia, la Venus de Milo, Micenas, espectáculos taurinos, el Partenón, con sus frisos en el centro de Londres

Y reconozco que no sé nada de política. Es que ni la entiendo. Juegos de intereses como si fueran tronos. Pero todo en peligro. Toda Grecia pendiente de un hilo porque el primer ministro quiere hacer un ‘simpa’. Y toda Europa alarmada. Como el dueño de un bar. Si se me van estos sin pagar, ¿quién me dice que después no lo harán otros, España, Portugal…?

Estate al loro, deben de decir en la troika, que esto se contagia, que mira a España, que a las barbas de Rajoy se le suben gente con coletas y con apellidos que parecen objetivos a quemar, con piercings, abuelas respondonas y murcianas a las que hace unos cuantos años les dio por mear en mitad de la Gran Vía. Radicales de izquierda. ¿Radicales? Sí, yo soy radical. Ni de izquierdas ni de derechas. Pero nada del centro. Radical.

A statue of Greek philosopher Plato is seen in central Athens

 

Pese a ello, y a los tres lunares de tinta azul que me marcan desde hace tiempo en mi mano derecha, he leído mucho. Y lo sigo haciendo. Entre fiesta y fiesta. Entre moto y moto, cigarro y cigarro. Paginillas de Chomsky, de Russell, de Keynes, de Galbraith, de Marco Aurelio y de Maquiavelo… Porque sí, porque si no leo no lo creo.

De la cultura del terrorismo y de la cultura del miedo. Y he visto mucho. Tanto como para describir la política del miedo. Esa que surge en cada campaña en cada uno de nuestros pueblos. Eso de “¡que vienen, que vienen!”, que te quitarán el pan, que violarán a tus hijas, que no tendrás reposo ni techo. ¡Ufff! Que vienen, que vienen. En Grecia, Murcia o Nicaragua. Siempre vienen, y lo alimentan, el miedo a que vengan, a que lleguen de una vez. Y yo eso, eso aún no lo he visto.

Séneca (a quien también he leído pese a llevar tatuado un ‘amor de madre’ en mi brazo izquierdo) vino a decir acerca del miedo: “No nos atrevemos a muchas cosas porque son difíciles, pero en realidad son difíciles porque no nos atrevemos a hacerlas”.

Bueno, dejo esto que acabo de recibir un whatsapp de un colega, que están en El Botellas, y allí casi nunca pagamos.

2 comentarios en “¿Hacemos un ‘simpa’?

  1. Apreciado JA,
    Pues los del IS parece que si vienen en serio: sin no fuera por el Mare Nostrum quizás no estaríamos tan tranquilos.
    ¡Enhorabuena por tu blog!
    Abrazos,
    Jesús

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *